Saltar al contenido

Suelo Biselado

todo sobre el suelo biselado

¡Todo lo que hay que saber sobre el bisel!

TARIMA BISELADA

El biselado ayuda a crear diferentes estilos en el diseño. El impacto visual vendrá determinado por el tipo de bisel. Y, ¿Qué es el bisel? El bisel es una hendidura, un corte oblicuo en el borde de la superficie. Obteniendo un desnivel en forma de V en la unión de las lamas. ¿Qué efecto conseguimos con el biselado? Logramos remarcar la plancha. Conseguimos un efecto visual que refleja la separación de las lamas, aportando identidad al diseño.

¿Qué tipos de biseles existen?

Podemos encontrar bisel a dos lados o a cuatro lados, lo veremos reflejado en las características técnicas con el siguiente icono:

Un bisel a 2 lados, es cuando las tablas quedan biseladas longitudinalmente, creando un efecto de ampliar el espacio.

El bisel a 4 lados, es cuando las tablas quedan biseladas por todo su contorno. El suelo biselado a 4 caras remarca y delinea la lama al completo, creando un aspecto clásico y elegante.

¿Suelo con bisel o sin bisel?

El bisel es un acabado puramente estético a gusto del consumidor, que se aplica cuando la intención es crear una sensación de amplitud al espacio, queremos remarcar el perímetro de las lamas o conseguir un diseño en la decoración de carácter rústico o vintage, creando un estilo único y con identidad. Ayuda a crear una sensación de calidez. Cabe destacar que el bisel, ya sea en parquet o laminado, ayuda a resaltar la veta.

El bisel lleva muchísimos años en el mercado, de hecho, es originario de las lamas de madera maciza, y se realizaban así debido a que la madera podía presentar pequeñas astillas, pequeñas imperfecciones o desniveles. El bisel ayuda a disimular cualquier desgaste, posible desnivel o imperfección, ya sea debido al tránsito, al suelo base o a la colocación. La ventaja de disimular el desgaste es interesante de cara a lugares donde hay un tránsito de personas considerable.

Referente a los cuidados de los suelos con bisel, tanto en el parquet como en el suelo laminado biselado, se limpian con la misma facilidad que si no lo tuvieran. Eso sí, cabe destacar que hay que tener cuidado con los líquidos, ya que, como cualquier depresión en un suelo, el agua tenderá a acumularse en la canaleta.  A pesar de la tecnología integrada en los suelos actuales, habrá que mantener precaución en este sentido para evitar filtraciones.

TIPOS DE BISEL

BISEL CLÁSICO

El bisel con su aspecto tradicional, las hendiduras son pronunciadas marcando de forma clara la lama.

MICROBISEL

En este caso, no estarán tan remarcadas las hendiduras, apreciando menos la división entre lamas. Este tipo de bisel viene determinado por el fabricante, dependiendo de la marca y el modelo.

BISEL POR PRESIÓN

Técnica que consiste en aplicar presión para conseguir un bisel más integrado en la tabla, ya que sigue el diseño de la lama o loseta. Es decir, si es una lama de madera, el bisel conservará las vetas de la madera.

BISEL EN IMPRESIÓN

Se trata de un falso bisel impreso en la capa decorativa. Lo solemos encontrar en lamas y baldosas del suelo vinílico.

Crea un estilo único y con identidad ¡Tu suelo biselado marcará la diferencia!